ALIMENTACIÓN

Vientre hinchado: gases y flatulencias

Vientre hinchado y gases - Nutrium dietista nutricionista

El vientre hinchado o distensión abdominal es una afección en la que el abdomen se siente apretado e hinchado, es decir, se produce una distensión.

¿Qué son los gases?

El gas es el aire existente en el aparato digestivo. El volumen diario de gas intestinal, en condiciones normales, es de 200 ml aproximadamente. Estos gases son expulsados a través de la boca (eructos) o por el recto (flato).

La flatulencia es el exceso de gas en el estómago o en los intestinos y son los causantes de la distensión abdominal o vientre hinchado y las flatulencias.

Síntomas de exceso de gases

Cada persona puede tener unos síntomas diferentes, pero los síntomas más comunes de los gases incluyen:

  • Eructos: es normal eructar de vez en cuando y sobre todo durante y después de las comidas, pero si es eructa mucho es posible que se esté tragando demasiado aire y que se esté expulsando antes de que entre en el estómago.
  • Distensión abdominal: como ya se ha comentado, es la sensación de “estar llenos” o hinchazón en el abdomen. Ocurre durante o después de las comidas.
  • Dolor o malestar en el abdomen: si el gas no se mueve de manera natural en el aparato digestivo se puede notar cierto malestar o incluso dolor. Pudiendo sufrir de cólicos asociados a la acumulación de gases en el tubo digestivo.
Causas de los gases

Las causas que provocan el vientre hinchado no son las mismas en todas las personas. El gas normalmente entra al aparato digestivo cuando se traga aire o cuando las bacterias intestinales descomponen los alimentos sin ser bien digeridos. Las causas más comunes son:

  • Procesos fisiológicos como:
    • Aerofagia (ingestión de aire): Se traga aire al comer y beber. Pero se puede tragar demasiado aire si: se comen gomas de mascar, se ingieren bebidas carbonatadas o gaseosas, se come o se bebe muy rápido, se fuma, se chupan caramelos duros y con la utilización de dentaduras postizas flojas.
    • Fermentación bacteriana en el intestino: los hidratos de carbono que no se han digerido en el estómago ni intestino delgado pasarán al intestino grueso. Allí, las bacterias descomponen los hidratos de carbono sin digerir y se crean gases.
  • Enfermedades: algunas enfermedades provocan que una persona tenga más gases de lo normal o que cuando se tenga gases la sintomatología sea más pronunciada.
    • La proliferación bacteriana en el intestino delgado: la proliferación bacteriana en esta parte del intestino puede ser una complicación de otras enfermedades. Al tener un aumento o cambio del tipo de bacterias en el intestino delgado se pueden producir gases adicionales o incluso diarrea o pérdida de peso.
    • Síndrome del intestino irritable (comúnmente conocido como colon irritable): puede afectar al movimiento de los gases y es posible que se note cierta distensión abdominal debido al aumento en la sensibilidad a la cantidad de gases.
    • Enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE): las personas que presentan esta enfermedad pueden eructar más ya que se alivia su malestar.
    • Intolerancia a la lactosa y a la fructosa: se presentan síntomas como gases, distensión abdominal o diarrea tras la ingestión y digestión de alimentos que contengan dichos hidratos de carbono.
    • Enfermedad celiaca: también puede producirse distensión abdominal o vientre hinchado.
    • Otras enfermedades que afectan al movimiento de los gases como síndrome de evacuación gástrica rápida, hernias abdominales, cáncer de colon…
¿Cómo se diagnostica la causa de los gases?

Normalmente, un médico diagnostica la(s) causa(s) del exceso de gases o el aumento de los síntomas con un historial médico y mediante un examen físico. O incluso si se sospecha de alguna enfermedad asociada puede solicitar pruebas específicas para la detección de dicha enfermedad.

Tratamiento para los gases en el aparato digestivo

Consejos generales para reducir o prevenir el exceso de gas

Para prevenir tener el vientre hinchado por exceso de gas, se puede:

  • Tragar menos aire: comiendo más lento, evitando gomas de mascar y caramelos duros, no utilizar pajitas para beber.
  • Dejar de fumar
  • Cambiar la dieta
Dieta para evitar el exceso de gases

¿Qué alimentos pueden ayudar a presentar un exceso de gases?

En general, existen ciertos alimentos que pueden aumentar la cantidad de gases (en caso de padecer alguna enfermedad habría que centrarse en dicha patología). Algunos ejemplos son:

  • Verduras: coles de Bruselas, coliflor, cebolla, brócoli, judías, cebolla, setas, alcachofas…
  • Legumbres: garbanzos, alubias…
  • Frutas: manzana, pera, melocotón…
  • Granos integrales
  • Lácteos: leche, yogur, helados…
  • Alimentos envasados que indiquen que contienen lactosa.
  • Bebidas carbonatadas o gaseosas.
  • Zumos: de manzana, de pera…
  • Otros productos: gomas de mascar, caramelos, suplementos dietéticos con ciertos tipos de fibra.

¿Qué comidas debo evitar para reducir el gas?

Para poder educir los gases y así evitar las molestias del vientre hinchado se pueden reducir los alimentos que hemos nombrado anteriormente y que pueden producir gas. Además de tratar de evitar:

  • Alimentos fritos y con cantidades elevadas de grasa
  • Los alimentos ricos en fibra durante unas semanas: pero luego ir aumentando lentamente su consumo.
  • El azúcar.

También se tendrá que llevar una alimentación acorde en caso de sufrir de alguna otra patología como puede ser la intolerancia a la lactosa, enfermedad celiaca, síndrome de colon irritable… para ello debe consultar con un especialista, en este caso un Dietista- nutricionista.

A su vez realizar un registro de los alimentos que se están ingiriendo para realizar un seguimiento de los hábitos alimenticios y también de los síntomas que se están padeciendo puede ayudar a identificar qué alimentos específicos están produciendo los gases.

 

BIBLIOGRAFÍA:

Mahan LK, Raymond JL. Krause Dietoterapia. 14a ed. Elsevier; 2016. 1152 p.

Gas en el tracto digestivo | NIDDK [Internet]. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases. Disponible en: https://www.niddk.nih.gov/health-information/informacion-de-la-salud/enfermedades-digestivas/gas-tracto-digestivo

Contacta con nosotros si deseas más información
Te informamos sin ningún compromiso!